Sectas, la conquista de la mente

 

¡Hola a todos! El post de hoy va dedicado a algo complejo, delicado y  poco tratado en nuestra sociedad. He decido escribir sobre este tema porque aunque no es una patología de salud mental sí que está estrechamente relacionado con la mente y el bienestar mental. Hoy vamos a hablar de las sectas. Además, es un tema de actualidad pues coincide con la reciente liberación de Patricia Aguilar, la española captada por la secta “Gnosis” en Perú.

1

El concepto o idea de secta ha cambiado en los últimos 15-20 años. Atrás quedó, por ejemplo, la imagen del grupo liderado por Charles Manson a finales de los años 60.

2

Hoy en día son muchas las sectas que realizan presentaciones en grandes hoteles, que hacen uso de académicos respetables y de un lenguaje muy cuidado y estudiado. Actualmente el discurso suele estar más centrado en el crecimiento personal y el cuidado de uno mismo (sea físico, mental y/o espiritual), por lo tanto cuando hablamos de sectas no se tiene porque tratar de algo exclusivamente religioso.

Se mantiene la figura del maestro o líder (carismático y autoproclamado). El perfil psicológico de un gurú de secta es altamente complejo, son personas con grandes capacidades para seducir a los participantes del grupo mediante su locuacidad, labia y un alto grado de habilidades sociales. Son caprichosos, narcisistas y tiránicos, y acaban abusando verbal, física e incluso, en ocasiones, sexualmente de sus miembros. No soportan que se cuestione su autoridad y buscan parasitar a sus miembros para extraerles todos sus recursos. Se mueven por la necesidad de controlar a los demás para conseguir sus propios fines. Son especialistas en captar las debilidades de la gente para proporcionarles lo que necesitan y así atraerlos aún más hacia ellos.

Hay que resaltar el funcionamiento y estructura de grupo (las cuales son jerárquicas-piramidales), en la cual no se permite ningún cuestionamiento ni crítica y donde se utilizan recursos de control de la personalidad de manera sistemática (o lo que es lo mismo, una influencia excesiva y no ética).

Mucha gente piensa que el único objetivo de las sectas es lucrarse económicamente, que también, pues el dinero es la maquinaria que lo mueve todo, pero realmente lo que éstas buscan es “conquistar la mente“, es decir, ir ocupando progresivamente suficiente espacio en la mente para que al final todo aquello que defina a uno como persona (intereses personales previos, estudios, trabajo, relaciones de pareja, amistades, …) se vaya subvirtiendo radicalmente y progresivamente. En definitiva, buscan el poder sobre la mente de la persona, se nutren de ella. El dinero viene después, en un segundo momento (casi siempre bajo un pretexto), una vez la voluntad ha sido controlada, haciendo creer a la persona que las donaciones las realiza de manera voluntaria, no siendo consciente del “lavado de cerebro” previo al que ha sido sometido.

Términos emergentes como coach o personal shopper, o profesiones como dietista o terapeuta, son la tapadera de algunas sectas. Aquellas en las que que no hay una regulación precisa o donde cualquier persona puede autotitularse son un puerta para estos grupos.

44

Pero, ¿Qué lleva a alguien a introducirse en una secta? ¿Qué sucede una vez dentro de ellas? La entrada en estos grupos suele darse de manera suave y progresiva, mediante un proceso de seducción. Normalmente este punto coincide con un momento de crisis personal del individuo, lo que hace que éste se encuentre mas vulnerable y aumente su necesidad de encontrar solución a sus problemas. De esta manera son más frágiles las personas que sufren de soledad o padecen una crisis existencial.

Una vez dentro se emplean tácticas poco éticas de influencia social. La ideología impartida por el líder es la única válida y no hay lugar para dudas. Buscan que la persona doblegue su personalidad y termine acatando todas las indicaciones impuestas, provocando una desestabilización emocional. El secretismo es otro de los rasgos característicos de las sectas: Lo que sucede dentro no puede contarse fuera. Además, se les hace creer a los miembros afortunados por conocer dichos secretos y así jugar con el sentimiento de exclusividad.

Según el sociólogo británico Bryan Wilson, algunas características comunes a todas las sectas son:

  1. Las personas se afilian de manera voluntaria (aunque puede ser inducida).
  2. La afiliación puede ser sometida a examen por las autoridades del grupo.
  3. Puede existir una pequeña élite de personas a las que se les asignen “conocimientos secretos” o habilidades especiales a la que se puede llegar a base de ir “escalando” dentro del grupo.
  4. Existe una pretensión de exclusividad, por lo que se sanciona a quien contraviene a la doctrina, los preceptos morales u organizativos del grupo.
  5. Se aspira a la perfección personal.

5

La salida de una secta varía según la persona y el tipo de secta, por ejemplo, es diferente el proceso en una persona que ya nació dentro de una al de otra a la que se unió más adelante y en edad adulta. Se trata de un proceso duro, en la que por lo general la persona sale con una sensación de trauma y ruptura a todos los niveles y tiende a pasar por una etapa bastante crítica, donde pierde confianza en sí mismo y en las relaciones humanas, problemas de autoestima, de concentración, inseguridades, etc. En ocasiones dejan a gente dentro del grupo (amigos o familiares) que tras el abandono no solo sufren dicha pérdida sino que además son repudiados y tratados como traidores. Por tanto a las dificultades propias de la salida se sumará el trato por parte del grupo.

Es normal que tras la salida uno piense que no volverá a levantar cabeza, por ello es tan importante la ayuda profesional y el acompañamiento para remontar esta situación. Pasado un tiempo y con el trabajo adecuado, sensación de liberación, bienestar y tranquilidad regresan a la vida de la persona, a la vez que la capacidad crítica para evaluar el tiempo de permanencia en el grupo.

Sin duda la salida es un camino largo y duro que nos da para escribir otro post dedicado exclusivamente a eso.

Recomiendo a todos la visualización del reportaje “Sectas“, producido por Estudios Molécula junto con la Asociación Iberoamericana Para la Investigación de Abuso Psicológico (AIIAP), y que fue presentado en el año 2015 en el I Encuentro Nacional de Profesionales, Familiares y Ex-miembros de Sectas. Dicho reportaje es conducido por el psicólogo experto en sectas Miguel Perlado y en él son entrevistados varios ex-miembros de diferentes sectas, respondiendo cada uno a una serie de preguntas en base a su experiencia personal. Dichas preguntas son las siguientes:

  • ¿Cómo fue la entrada al grupo?
  • ¿Cómo era el maestro/a?
  • ¿Hubo presión? ¿Se exigía compromiso?
  • ¿Cómo era la vida dentro del grupo? ¿Se planteaban dudas?
  • ¿Se producían vejaciones y/o humillaciones?
  • ¿Tuviste que hacer aportaciones económicas?
  • ¿Cómo fue la salida del grupo?
  • ¿Cómo es ahora tu vida?

 

 

Espero que os haya gustado el post. Algo diferente y aunque, desde luego no soy una experta en el tema, considero de vital importancia tratar, pues son muchas las personas que piensan “yo jamás caería en algo así”, o que tienen familiares en esta situación, y en un momento de desesperación van cayendo poco a poco sin ser conscientes de lo que está sucediendo. Por tanto ¡la información es poder!

  • ETB. “Entrevista a Miguel Perlado, experto en sectas“. Junio de 2015 [Consultado a: 9 de julio de 2018]. Disponible en: http://www.youtube.com
  • Psicología y mente. Cabezas Gutiérrez, Esther. “La psicología de las sectas: investigando sus trampas mentales“.  [Consultado a: 11 de julio de 2018]. Disponible en: http://www.psicologiaymente.com
  • EducaSectas. Estudios Molécula ; Asociación Iberoamericana Para la Investigación de Abuso Psicológico (AIIAP). Documental “Sectas“. Marzo de 2015 [Consultado a: 10 de julio de 2018]. Disponible en: http://www.youtube.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s